Monday, 28 July 2008

Dúos actorales

Estoy de vuelta. Antes que nada, recibí escasos mails a mi casilla jpschapira@gmail.com para los resultados del “Desafío Matsan” (un par de posts más abajo), en comparación con la gente que había votado pidiendo tenerlo. Los días se están agotando y los resultados van a estar pronto, así que deberían apurarse. Grillito, me faltan un par de respuestas tuyas. Meditaste bien?

En fin, vuelvo a agradecer todos los comentarios por la crítica de “El caballero de la noche”, una muy buena película que seguiré recomendando mientras pueda durante el año. Habrán notado que fruto de esta recepción, agregamos a la gente de “Fancinema” a los links; pueden visitar su sitio y leer sus muy completas críticas haciendo click por allí.

Ahora vamos a hablar un poco de los dúos actorales. Que la química, que la dirección, que el carisma, que esto y lo otro y aquello. El tema de los dúos actorales ha rondado el panorama cinematográfico, implícita y explícitamente por décadas. Supongo que cada quien tendrá sus elecciones favoritas y personales; y habrá quien vio films que tal vez yo no tuve la posibilidad de experimentar todavía, pero en sí los dúos actorales tienen que hacerse sentir.

Ya sea en una comedia romántica (“Notting Hill”) o en un dramón (“The Notebook”-aquí mi crítica-), incluso en una serie de televisión (lo que lograron Adam Brody y Rachel Bilson en “The O.C”, y luego salieron juntos en la vida real-aunque ya terminaron ☹) o bien la química infaltable que pueden conseguir dos personas en una parodia como “Zoolander” o la reciente “Talladega Nights”.

Hay de todo un poco. Yo simplemente, desde que escribo críticas, he sido sorprendido pocas veces con dúos actorales, y quizá en los géneros más inesperados. Esta semana les traigo un par de muestras de ello, comenzando por “El negociador”; espero lo disfruten.

La crítica de “The Negotiator”, a continuación.

“The Negotiator”

Un policía honesto es un blanco fácil, no? Bueno, esto es lo que el trailer de “The Negotiator” declara, pero también declara muchas cosas más; algunas quizá me las debería reservar. Entonces mi primera recomendación es que si no vieron esta película, no vean su trailer antes de alquilarla o encontrársela por algún lado…la experiencia será mejor así. Danny Roman (Samuel L. Jackson) es un exitoso negociador y, como ocurre en estos films, se está acercando cada vez más a algún secreto sucio y las consecuencias lo están esperando.

Eso es todo lo que oirán de mi parte. Luego de esta trama principal, “The Negotiator” se vuelve un paseo imparable, con chispas por todos lados y un uso muy inteligente de los elementos generales del ‘thriller’ de crimen. Ven? Esa es la cosa de las películas o thrillers sobre crímenes: siempre giran alrededor de las mismas ideas e historias. Cuando vi “Edison” (aquí mi crítica) no me gustó como manejó las cosas; porque quería dar explicación a una conspiración que era confusa y difícil de entender, tristemente dentro de un buen guión.

“The Negotiatior” sufre de lo mismo. Sin embargo, los escritores James DeMonaco y Kevin Fox lo compensan con un diálogo hermosamente escrito y cautivante en un logro fantástico; considerando que uno de ellos no había hecho nada antes y el otro había escrito “Jack”. El guión de “The Negotiatior” es quizá lo que le da vida a todo lo demás.

No es culpa de los escritores pero, aunque las cámaras están bien dispuestas y la dirección de F. Gary Gray es precisa, todo se siente un poco televisivo (como en “SWAT”). No estoy diciendo que esto sea una mala característica, porque no hace al film menos dinámico y porque el film es, como dije, inteligente; pero es un ítem decepcionante. La música de Graeme Revell es uno de los puntos altos, con escalofriantes cuerdas que acentúan las miradas de los personajes en los momentos de tensión.

Estos momentos de tensión también se ven televisivos, pero lo perdonamos porque conseguimos unas buenas e intensas miradas. Si “The Negotiator” no es buena por todo lo demás (que no es enteramente cierto), es buena por sus actores (casting de David Rubin). Samuel L. Jackson está lleno de rabia perfectamente controlada, logrando una mejor labor que las que desempeñó en otras películas donde llevó pistolas, como “The Long Kiss Goodnight”, “Rules of Engagement”, incluso “Shaft”, definitivamente “SWAT” y la muy poco conocida “The House on Turk Street” (y sé que van a mencionar “Pulp Fiction”, pero es que no la vi).

Muchos de los actores en el elenco vienen de la televisión o están todavía hoy en televisión (lo que podría ayudar al sentimiento del que hablaba), como Ron Rifkin, John Spencer, Carlos Gomez, Nestor Serrano, Stephen Lee y Doug Spinuzza. Todos son buenísimos, y también lo es el difunto J.T. Walsh, que hace un pequeño papel. Además, Regina Taylor está tan poderosa como Jackson y el frío David Morse sorprende con su villano y demuestra por qué es uno de los mejores actores interpretando villanos hoy en día; hasta en films como “Dreamer”.

Paul Giamatti se roba el show como un rehén maniático; una buena actuación en la que se puede ver a Giamatti antes de convertirse en el actor de culto que es ahora. También era bueno en ese entonces. Siobhan Fallon también se luce como una secretaria apegada a las leyes. Pero Jackson es el centro de la película, junto con el otro personaje principal.

Chris Sabian aparece tarde en el film, pero en la piel de Kevin Spacey enfrenta la locura de Jackson y “The Negotiator” se eleva a un nivel totalmente diferente. La expresión facial de Spacey y su manera de hablar y el movimiento de ojos único de Jackson son sólo detalles de sus increíbles interpretaciones y su química.

Los actores fenomenales le prestan atención a los detalles en las películas. Al menos para ver a Spacey y a Jackson, no pueden perderse “The Negotiator”. Tiene uno de los mejores dúos actorales que vi desde que empecé a escribir.

---7/10

6 comments:

Anonymous said...

vi esa pelicula hace tiempo y me dejó igual que como estaba. Recientemente ví a Jackson con Julianne Moore (El color del crimen) y me resultó más interesante. Eso sí, Giamatti me encanta. Igual que Geoffry Rush (al menos queda claro que no me impresiona el físico), quien me dejó sin palabras en el muy difícil papel de Marques de Sade o en el muy complejo papel de Peter Sellers. En cuanto a Kevin Spacey, no van a coincidir conmigo pero... no termina de gustarme, es como Jack Nicholson. Reconozco que son dos genios pero siempre que los veo me parece que estén haciendo el mismo papel, o sea, de ellos mismos. A Spacey le ví en Londres en duo (hablando del tema) con Jeff Godblum en la famosísima "Speed the plow" y nada, no hay manera de que me entre. Y ya por poner la nota histórica y como haces referencia a ello, la historia del cine ciertamente ha dado grandes duetos. NO puedes pasar sin ver alguno de Newman con Redford, a la Taylor con Burton o, mi favorito, a Lemmon con Mathau.
En cuanto al desafío debo andar despistada porque creía que tu mail era hotmail y no gmail. El caso es que te envié un mail con mi respuesta y alguna otra cuestión y ahora no se si te llegó o no. Bueno ya me dirás algo. Desiree

Agusc said...

Antes que nada muy bueno el revuelo que causó El Caballero...
insisto en que la quiero volver a ver
y con respecto a El Negociador, la tendré que ver
Esa dupla de actores promete
Saludos pá!

JB said...

Bueno, antes que nada, saludos, Chapa. yo también mandé a hotmail y ahora reenví a esta otra casilla. Igual, de uno por lo menos no tengo ni idea. "El negociador la ví en el continuado que no existe más. OK, no es nada del otro mundo pero uno se pasa un buen rato con buenos actores. Morse es un grosso incomprendido o subvalorado, de Giamatti no hace falta decir nada más. Desireé: Comparto lo de Geofrey Rush. Trabaja en "el sastre de panamá" y siguiendo con espías (pero tristemente reales) se luce en "munich" Godlum es de cuarzo y no se luce anqe tenga al lado a Giamatti, Rush, Lawrence Olivier y Charles Lawton. El negociador se puede ver y es cierto que Jackson y Sapcey hacen una buena dupla, como Sodrak y Cara de Máscara de 100% lucha, je
Para los que anden por Bs As, aprovecho para comentar que en el San Martín (corrientes al 1500) dan, desde hoy hasta el jueves un ciclo de películas de Harold Lloyd, un grosso del cine mudo eclipsado por Buster Keaton y Chaplin pero igual era un grande y los argumentos de sus pelis fueron tomados luego decenas de veces. Si alguien anda por ahí y puede, que lo disfrute, fuí hoy y no paré de reirme (yo y el resto del cine)
PD: Y esta semana, en la medianoche de canal 7 dan un ciclo del gran Buster Keaton

Anonymous said...

guauuu... una referencia a Charles Lawton... esto es lo más de lo más. Bueno yo vivo bastante lejos de Bs Aires pero también conozco a Harold (como sigamos así vamos a terminar haciendo la crítica de "El Cantor de Jazz" o alguna similar - y eso por ponerle sonido al asunto). Y en cuanto al "hombre de cuarzo" y Spacey me olvidé mencionar que los ví en el teatro, es decir que pude apreciar - o no- bien cerca como actuaban (y sudaban... )Desiree

JB said...

el mejor duelo (actoral y del otro) es el de Stuart Granger y Mel Ferrer en "Scaramouche" Y eso que los dos eran jóvenes y maderones (especialmente esto último) Además, tenía el duelo (literalmente) más largo de la historia del cine sin que "Montecristo" y ni ninguna de sables laser lograran alcanzarlo...

Popurrí said...

Sí, esa es mi respuesta final, y lamentablemente, la única: las otras dos taglines creo que sé de cuál película son pero no quiero arriesgarme, mejor 0/1 que 0/3, no?
Sobre El Negociador.. la vi, hace tiempo ya. No me puso la piel de gallina ni me hizo moverme en el asiento (la vi en un sillón, valga la redundancia). Las películas de acción (en éste caso un thriller), me gustan sólo cuando tienen un muy buen guión, y El negociador si bien muy buena, no sé, a mi no me llegó.